logo
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore.
FOLLOW US
SÍGUENOS
PEDIDOS 91 515 72 66
Top
 

NUESTRA HISTORIA

Debía tener 6 ó 7 años la primera vez que probé una coca. Tengo grabado en mi memoria las tardes de verano que pasaba con mis primos y hermanos en la casa grande, cuando mis padres traían cocas del Avelino, así se llamaba el dueño del obrador que las hacía en el pueblo de mi abuelo. Esa masa crujiente y esponjosa, con la cebolla y el pimiento rojo… y la longaniza fresca horneada en el obrador ahora casi centenario.

Era curioso ver cómo todos nuestros amigos que pasaban por casa el día que había cocas, ya fueran de Madrid, Alemania o Bilbao, se sorprendían con el sabor y la textura al probarlas.

Recordando esto, es como se nos ocurrió la idea de montar este negocio y hemos trabajado duro hasta conseguirlo, para que todo aquel que quiera probar nuestras cocas, sepa que estará tomando un producto de 1ª calidad, elaborado artesanalmente, con nuestra propia masa fermentada naturalmente y con ingredientes frescos y naturales de nuestra cocina mediterránea.

HISTORIA DE LA COCA

El origen de la coca es aún confuso. Algunos lo atribuyen a la época de la dominación romana de Hispania, por su gran similitud con la pizza italiana, aunque también se habla de su posible origen árabe. La palabra coca procede de la palabra kok del holandés de la época del imperio Carolingio, y tiene las mismas raíces que el cake inglés o el kunchen alemán.

En el siglo XIX la coca no era tan común en las panaderías de las ciudades de la Comunidad Valenciana, bien porque se consideraba un extranjerismo o bien porque era una comida demasiado «popular». Sin embargo con la llegada del siglo XX la gastronomía local revivió por el interés gastronómico cultural de turistas y oriundos y se hizo un gran esfuerzo por recuperar su cocina autóctona y en especial, la coca. Se preparaba para las fiestas, porque es algo fácil de compartir y de comer a cualquier hora, de pie y con las manos.

Originariamente se preparan y consumen cocas en toda Cataluña, Aragón oriental, Comunidad Valenciana, Islas Baleares y Andorra.